Sucumo Journal

Llena la vida de Wows!

¡Hola Sucumos!
Se que estos últimos meses he estado muy ausente del blog. Ya se que dije que 2019 iba a ser mi año (haajajaja 🙁 ) pero he tenido un sentimiento de aburrimiento terrible; como si ya nada me llenara: el trabajo, el ejercicio, mi rutina diaria, los fines de semana… todo parece estar en un ciclo constante del cual siento que necesito escapar.

Una de esas tardes de aburrimiento en las que estaba tirado en mi cama haciendo scroll al celular, comencé a divagar y a buscar en internet sobre la luna y demás hasta que, en ese proceso, llegué a un dato que me dejó pensando: en promedio, un humano que viva 75 años podrá ver solamente 900 lunas llenas… ¡NOVECIENTAS!.
Y ustedes me dirán “¿Y eso qué Sucumo?, si son un montón” Pueeees, no me gustaría tocar la fibra de la ansiedad pero en realidad no son tantas. Es un número finito al cual fácil podemos llegar contando. A mi edad ya debí haber pasado por más de 400 lunas llenas, ¡mas de cuatrocientas! ¡YA SE ME PASARON MUCHAS!.

Pero aquí la situación no es cuántas lunas llenas hay a lo largo de nuestra vida, sino, cuántas realmente disfrutamos; cuántas de esas lunas llenas blancas y redonditas con un conejo al centro que llenan de luz el cielo oscuro hemos admirado. Muchas veces las dejamos pasar por que estamos trabajando, o a veces por que estamos cumpliendo compromisos; pero a veces también por flojos o porque estamos viendo tele o por cualquier otra cosa insignificante y así, simplemente, tenemos una luna llena menos en nuestra vida.
Y sí, la luna llena es solo un ejemplo (quizá a muchos de ustedes ni les guste ver la luna) pero siento que en general nos hemos olvidado de aquellas cosas que llenan de vida nuestra vida por hacer cosas que nos llenan a medias o ni nos llenan.

Curiosamente mientras pensaba en cómo escribir este post y exponerles mi punto, fui una tarde a Starbucks y vi un vaso queque decía “Live In The Wow!” ¡Y ESO ES SUCUMOS!  De eso se trata todo este cuento de las lunas y la vida cotidiana y el Sucumo y así:

¡Se trata de llenar nuestra vida de Wows!

¡Sí!, llenar nuestra vida de experiencias y momentos especiales. Momentos que vale la pena recordar, que vale la pena fotografiar. De esos momentos que te hacen agradecer por estar vivo, que están llenos de risas y carcajadas o de silencios reconfortantes. De esos momentos que te aceleran el corazón y de aquellos que te hacen sentir en completa paz.

Llenar nuestra vida de lunas llenas, de atardeceres, de bailes bajo la lluvia, de muchas, muchas, ¡MUCHAS! primeras veces, de noches que se convierten en días, de galletas recién horneadas y olor a pan, de películas que te hacen llorar, canciones que te hacen cantar a todo pulmón, de gente desconocida que se vuelven amigos y de amigos que se vuelven familia y, obvio, de comida deliciosa que nos haga hacer WOW!.

Y Sucumos, quiero aclarar que no se trata de convertirnos en Alan X el Mundo u Oprah si no nos sentimos cómodos con eso, pues siempre está esta imagen que nos recuerda que el Wow! realmente está en los pequeños detalles:

Bueno Sucumos, ¿creen ustedes que realmente es importante llenar de experiencias la vida? ¿O no tanto? ¿Cómo le hacen ustedes? ¿Cuál fue el último Wow! en su vida?Compárteme aquí en los comentarios algunas ideas que quizá nos puedan servir a todos para comenzar a llenar de Wows! Nuestra vida.

Quizá También Te Guste

2 Comentarios

  • Reply
    Chelis
    mayo 23, 2019 at 1:42 pm

    Ay wow! Esta padrísimo 💖

  • Reply
    Mena Mo
    mayo 27, 2019 at 7:36 am

    Creo que muchas veces por seguir nuestra rutina nos olvidamos de disfrutar cosas pequeñas que nos hacen felices. Diría Baloo: Busca lo más vital, no más,
    lo que es necesidad, no más,
    y olvídate de la preocupación.

Dejame Un Comentario